¿Qué es el copywriting? ¿En qué casos contratarlo?

¿Qué es el copywriting? ¿En qué casos contratarlo?

Si estás poniendo en marcha tu propia web, o tienes previsto hacerlo, seguro que ya has oído hablar del copywriting y de cómo puede ayudarte a conseguir objetivos. Es importante que entiendas bien el concepto para que sepas exactamente de qué se trata y si de verdad te compensa ponerte en manos de un especialista en este campo o en cambio hacerlo tú mismo.

¿Qué es el copywriting?

Muchos clientes cuando les digo que contraten los servicios de un copywriting me responden que NO, que los textos los harán ellos mismos…

Por un lado entiendo que si acaban de empezar tienen que ajustar mucho el dinero que gastan para una primera fase del negocio. Pero, por otro lado, no son conscientes de la importancia que tiene en una web unos textos bien hechos… y es que el copywriting no es solo el texto de una web…

Realmente nos referimos al copywriting como una escritura o texto que busca persuadir al lector y conseguir que este realice una determinada acción: que comparta el contenido en sus redes sociales, que nos deje su correo electrónico, que haga una compra o cualquier otra cosa que quieras conseguir en una web. ¿Ves la importancia ahora?

Con esta forma de escribir vamos un poco más allá de lo que es habitual. No solo queremos que nuestros textos le parezcan atractivos al lector, queremos que además consigan fidelizarle, que vuelva a nosotros una y otra vez cuando quiera saber más sobre este tema en el que queremos posicionarnos como expertos.

copywriting

¿Cuándo hay que contratar a un experto en copywriting?

El don de la palabra escrita es como el de la palabra hablada, no todo el mundo lo tiene. Dado que tu web es la principal tarjeta de presentación de tu negocio, o incluso en el lugar en el que realizas tus ventas, necesitas que todo en ella tenga la mayor calidad posible. De ahí la importancia de contar con unos textos bien redactados.

Sin embargo, la estadística nos dice que una gran parte de los negocios online acaban desapareciendo en menos de dos años. Este es índice es todavía más alto si hablamos de blogs y webs de afiliados.

En el caso de las webs de empresa, no es extraño encontrarnos con páginas que quedan abandonadas a su suerte, aunque el negocio siga existiendo. Por eso, lo más recomendable es que antes de hacer una inversión en textos persuasivos te asegures de que tu proyecto tiene viabilidad.

ENTONCES MI CONSEJO ES: en un primer momento haz tú los textos y con el tiempo, si el proyecto avanza, entonces sí te pongas en manos de un especialista que se encargue de la redacción de los apartados más importantes de la web, como el área de ventas y el apartado “Sobre mí”. Cuando veas que tu web es viable y empieza a generar ingresos, estos ingresos tienes que guardarlos para mejorar este aspecto de tu web. Sin duda…

Cuando tu web empiece a despegar y tengas los primeros ingresos contrata a un copywriting,

será el empujón necesario para una segunda fase de tu negocio

¿Por qué da mejor resultado esta estrategia? Básicamente porque te permite ahorrar dinero en los primeros pasos de tu negocio, algo que seguro que agradeces. Así, si la cosa va mal y decides no seguir adelante, no habrás gastado tantos recursos. Por otro lado, nadie conoce tu negocio mejor que tú, así que no te resultará complicado hacer una redacción que, aunque no sea profesional, sí pueda llegar a ser bastante aceptable como punto de partida.

Lo que no es aconsejable en ningún caso es encargar los textos a un especialista en diseño web, como yo por ejemplo. Puede ser el mejor en su sector, y seguramente te haga una página que se adapte perfectamente a lo que quieres, pero ten en cuenta que su campo no es la redacción (si lo fuera se dedicaría a ello). Es mejor que inviertas un poco de tu tiempo en hacer tú mismo los textos.

Nociones de copywriting para los que empiezan de cero

Lo primero que necesitas es conocer a tu público potencial, cuanto más sepas de él más fácil lo tendrás para elaborar un texto que le resulte interesante. Conociendo a tus lectores seguro que aciertas al elegir el tono y el lenguaje a utilizar.

No se trata de que te conviertas en un experto en redacción, pero sí tienes que hacerlo lo mejor posible. Para evitar que tu primera incursión el copywriting se convierta en una pesadilla, apuesta por frases y párrafos cortos. Que el resultado sea un texto sencillo y limpio, directo al grano.

Eso sí, no olvides nunca que el objetivo de estos textos que estás elaborando es vender algo de tu web o incluso venderte a ti mismo como profesional de tu sector, así que intenta mostrarte como un experto en tu campo y, a la vez, empatiza con el lector.

Una vez que tengas listo el borrador de cada uno de los apartados lee, corrige, revisa y vuelve a revisar hasta que el resultado sea un texto al que le darías tu aprobación si lo vieras en la web de un tercero. Revisa tus textos varias veces y diferentes días o semanas, seguro que puedes irlos mejorando.

El copywriting es de gran ayuda para conseguir las metas que le has marcado a tu web, y si lo dejas en manos de expertos conseguirás grandes resultados. Pero no pasa nada si en un primer momento eres tú quien crea los textos de la página. Sigue los consejos que te he dado, y seguro que verás tu negocio despegar.

Deja una respuesta